El colmo de la desfachatez

De lo que se desprende de la noticia publicada por Clarín, deduzco que la mayoría de los legisladores porteños ha perdido por completo el sentido de la ética.

El sistema de control de voto en la Legislatura Porteña es electrónico. Una consola permite a los diputados votar oprimiendo sencillamente una tecla.




Todos pudimos ver cómo en la sesión del día 4 al menos 2 diputados votaban dos veces.

No es que oprimieron en dos oportunidades la botonera de sus respectivas consolas, sino que además votaron en las de 2 diputados que se encontraban ausentes.

Se pudo apreciar claramente cómo intentaron hacerlo de manera subrepticia, con poca suerte o habilidad.

El destituido diputado Aníbal Ibarra, llamó la atención del presidente preguntándole si existía el voto inalámbrico, por lo que la maniobra quedó clara y oficialmente en descubierto.

Resultado de esta delación, se anularon un par de leyes que evidentemente habían sido votadas con “esta modalidad”.

Pero la cosa no termina ahí.

Resulta que ahora los diputados -por lo menos la mayor parte- están enojados con Aníbal Ibarra por haber permitido que trascendiera que los legisladores porteños tienen esa modalidad de voto.

¡¿Cómo se puede ser tan descaradamente hijo de puta?!

¡¿Qué pretenden, cagarse en las leyes, las normas, la ética, en definitiva en la legalidad?!

¡¿Desde cuándo ocurren estas cosas?!

¡¿Cómo es posible que una actitud delictiva como es la de hacer votar a muertos y ausentes, no sea duramente criticada por los medios de prensa, haciendo que la noticia sea tratada tangencialmente?!

¡¿Cómo puede ser posible que por ser diputados puedan cometer delitos alegremente sin tener ningún tipo de sanción?!

Si cometo fraude en una elección, temino tras las rejas, comiéndome un juicio por el delito que acabo de cometer, pero esta manga de delincuentes no sólo quedan impunes, sino que además se enojan porque no les permiten delinquir tranquilamente.

¡¿Qué carajo pasa que esta gente hace lo que le viene en gana y nosotros no reaccionamos?!

¡¿Ya nos olvidamos de diciembre de 2001 cuando todo el mundo gritaba ¡QUE SE VAYAN TODOS! porque estábamos hartos de este tipo de gente?!

Estoy absolutamente indignado y avergonzado de que ésta calaña sea la que nos gobierna.




Si por mí fuera, hubiera utilizado una cantidad mayor de epítetos para definir a este tipo de gente.

Por si no se dieron cuenta, señores diputados, me dan asco.

diputados-delincuentes

La noticia en el diario Clarín.

¿Inconciencia, locura o estupidez?

Luego del terrible accidente del ómnibus que intentó cruzar las vías con la barrera baja y que provocara 17 muertos y docenas de heridos, se escucha la voz de los que creen que tienen la solución para estos micros de 2 pisos.

La ¿mágica? solución sería la de agregarles un segundo eje delantero…




Todo esto motivó una serie de ideas que me asaltaron inmediatamente.

Si estos micros de dos pisos fueron inventados y aprobados en Europa, si circulan normalmente por las rutas, si están diseñados con un único eje delantero, ¿cómo es posible que siendo tan inseguros estén autorizados a circular?

¿No será que la solución a la cantidad impresionante de accidentes en la Argentina pasa por otro lado?

¿Será, tal vez, que las autoridades no quieren tomar cartas en el asunto tal como les corresponde?

Los accidentes -cada vez con más víctimas fatales- se producen por choques.

Automóviles, ómnibus y camiones chocando de frente en las rutas, no habla bien de los conductores. Evidentemente hay o bien impericia o imprudencia.

Límites de velocidad que no se respetan.

Prohibiciones de adelantamiento que son ignoradas.

Conducción temeraria o bajo los efectos del alcohol o la fatiga.

Estos son algunos de los motivos que producen accidentes en nuestro país.

Si seguimos mirando para cualquier lado, nunca vamos a encontrar la solución.

Las autoridades deberían hacer lo que les corresponde.

Los legisladores deberían modificar las leyes que permiten que asesinos al volante puedan seguir con sus temeriarias acciones, matando gente.

Las instituciones que controlan vehículos y conductores, deberían hacerlo como corresponde.

La policía debería actuar para evitar que los conductores cometan infracciones y castigarlos cuando violen las normas de tránsito.

Ayer, mi esposa y mi hijo mayor, vieron como en la avenida 9 de Julio -la más ancha del mundo- un automovilista, intentando ganarle a una ambulancia que cruzaba haciendo sonar su sirena y con las luces encendidas, casi provoca una tragedia. La ambulancia tuvo que maniobrar bruscamente para evitar la colisión. A escasos metros, apenas a 3 carriles de distancia, en la esquina un policía vio todo y no hizo nada…




Por supuesto que el estúpido/inconciente/HdP del conductor del automóvil seguirá con la costumbre de querer ganarle de mano a los vehículos de emergencia. Hasta es probable que en alguna oportunidad, pueda llegar a provocar una tragedia mayor.

Pónganle a los micros de dos pisos dos ejes delanteros aunque éso aumente el valor de la unidad y terminen trasladando el costo -sobrevaluando- a los pasajes, pero POR FAVOR, PÓNGANLE TAMBIÉN DOS PILAS A LOS FUNCIONARIOS QUE DEBERÍAN TRABAJAR PARA SOLUCIONAR EL TEMA DE LA MALA CONDUCCIÓN EN ARGENTINA.

La noticia del accidente en Clarín, La Nación y Página 12.

Un testimonio sobre imprudencia en la ruta dos días antes en la página de Teresita, mi esposa.

Para hacer esta muralla…

Según aparece en Página 12, Estados Unidos ya está construyendo su muro (de Berlín) en la frontera con México.




Los mexicanos están preocupados porque lo han empezado a construir 10 metros adentro de sus fronteras.

Éste es el texto:

La decisión del presidente norteamericano, George Bush, de levantar un muro en la frontera con México para impedir el paso de inmigrantes ilegales levantó una fuerte polémica. Ayer, un legislador mexicano denunció que no sólo están construyendo el muro, sino que lo están haciendo del lado equivocado de la frontera. “Según los habitantes del municipio de Agua Prieta (en el norteño estado de Sonora), el muro se está erigiendo 10 metros adentro de la línea fronteriza –dijo el diputado Samuel Aguilar–, las fotografías muestran de manera clara que la maquinaria y los operadores están del lado mexicano; el muro es de por sí ominoso, pero ahora resulta que lo están haciendo en nuestro territorio.”

Hay una canción que dice: Para hacer esta murallaaa… esperemos que no usen wetbacks como mano de obra…




Un detalle: ¿no se fijaron si tiene rueditas?

La nota, aquí.