El traje del emperador

Extraído de Antología de cuento y poesía/5 XIII Concurso Leopoldo Marechal.

ISBN 978-987-98796-6-5

2007, Dirección de Arte y Cultura
Municipio de Morón

Segundo Premio. (Poesía)

de Tamara Soledad Rutinelli

Sin título

blanco caracol suspendido en lo alto bucea una ventana abriendo el cielo horizonte pálido del tiempo. Límpido el color de los sueños el silencio ese no color de la espera o poema deshabitado. Y luz de tu ojo o cerradura por donde se cuela la noche del olvido la muerte o la perfecta apertura de mi cuerpo en sombras caracol que emanas. Centro de esa noche boca amarga o dulce de la hora que sangra

Quiero aclarar un par de cosas:

No puse el primer premio o el tercero, porque están escritos en un formato parecido a lo que yo siempre conocí como poema: frases cortas, escritas una debajo de la otra, con una cierta rima o cadencia, que llevaba a leerlos con un cierto ritmo.

Pero como los distintos párrafos comienzan a diferentes distancias del margen izquierdo y con WordPress no puedo manejarlo correctamente, elegí el del segundo premio porque así estaba escrito.

Los únicos signos de puntuación son los tres “punto y seguido” que he puesto. El ¿poema? no termina con un punto final.

Estoy seguro de que si llegase a encontrar algún poema escrito por algún poeta famoso y participara con esa obra inédita, no quedaría ni siquiera preseleccionado.

No importa si fuera una obra de Becquer, Darío o Machado. Seguramente los descartarían.

Siento que por la ausencia de verdaderos poetas, se fue bastardeando la poesía, hasta llegar a las obras que ahora se publican.

Es una apreciación personal, pero siento que puedo decir desde mi “inocencia intelectual” que el emperador está desnudo.

Es evidente, pero nadie se anima a decirlo.

Para hacer esta muralla…

Según aparece en Página 12, Estados Unidos ya está construyendo su muro (de Berlín) en la frontera con México.

Los mexicanos están preocupados porque lo han empezado a construir 10 metros adentro de sus fronteras.

Éste es el texto:

La decisión del presidente norteamericano, George Bush, de levantar un muro en la frontera con México para impedir el paso de inmigrantes ilegales levantó una fuerte polémica. Ayer, un legislador mexicano denunció que no sólo están construyendo el muro, sino que lo están haciendo del lado equivocado de la frontera. “Según los habitantes del municipio de Agua Prieta (en el norteño estado de Sonora), el muro se está erigiendo 10 metros adentro de la línea fronteriza –dijo el diputado Samuel Aguilar–, las fotografías muestran de manera clara que la maquinaria y los operadores están del lado mexicano; el muro es de por sí ominoso, pero ahora resulta que lo están haciendo en nuestro territorio.”

Hay una canción que dice: Para hacer esta murallaaa… esperemos que no usen wetbacks como mano de obra…

Un detalle: ¿no se fijaron si tiene rueditas?

La nota, aquí.

CHEEEE… MARRONE!

Este post viene con un pedido solidario al final.

Aunque no lo puedan creer, Marrone quiere iniciarle acciones legales a mi esposa.

Es en serio.

Les hago una breve reseña:

Teresita, tal como puse en el post …¿ Y a donde los llevo?, trabaja en dos obras de teatro infantil que se están presentando en la ciudad de Avellaneda en estas dos semanas de vacaciones (escolares) de invierno.

Como los políticos siempre usan a la gente, aprovechan todas las oportunidades posibles para hacer “campaña”. Puede ser que sea muy bien intencionada, pero como dice el refran, “el camino del infierno está sembrado de buenas intenciones”.

El teatro Roma, en medio de una representación, se vio invadido por una horda de personas que haciendo sonar bombos, irrumpió en la sala llevando a una gran cantidad de niños para que pudieran disfrutar de una obra de teatro especialmente dirigida a ellos.




Como se imaginarán, se armó un revuelo que generó la salida de todos los espectadores que habían abonado su entrada, que por más que se fueron con el dinero, porque por supuesto se les devolvió la entrada, se vieron envueltos en un ¿escándalo?, ¿mitin? en el que no querían participar.

Enojada, mi esposa escribió un post en donde reflejaba los hechos y daba su opinión al respecto.

Éste es el texto:

Ayer arrancó vacacionarte en Avellaneda.
Nuestro elenco, Alma de Avellaneda, había debutado un día antes con Pinocho.
Como ya creo haber comentado vamos a tener tres funciones diarias, dos en el Teatro Roma y una en el María Luisa Robledo.
Pero a último momento la Secretaría de Cultura nos canceló una función del día de hoy y nos sumó la misma ayer. Por lo tanto cumplimos nada menos que cuatro funciones.
Desde ya que quedamos de cama, no hubo tiempo de recuperación entre una y otra, tan pronto se terminaba la primera empezaba la segunda y así sucesivamente.
En verdad Avellaneda resulta un centro cultural importante, lástima que encontramos una de cal y otra de arena.
Si bien durante todo el año y en especial en vacaciones de invierno hay muchas y variadas propuestas, la organización y la difusión en muchos casos deja que desear.
El colmo del desorden lo experimentamos ayer, nosotros y el público que asistió a la función de las 13.45 hs.
En medio de la misma irrumpieron en el teatro los secuaces del Secretario de Cultura, Hugo Carusso.
Como podrán leer en la nota adjuntada “vacacionarte” el lanzamiento de este ciclo se daba en la plaza Alsina a las 13.30 hs.
Pero los muchachos del partido político que gobierna nuestra ciudad, llegaron al teatro tocando bombos e hicieron ingresar a cientos de chicos en plena función.
El mismo secretario hizo interrumpir abruptamente ésta, el público abucheó, nuestra directora Mónica Magrini salió a dar las disculpas pertinentes, eso sí en forma medida, no se puede ir sobre la autoridad con el riesgo de quedar sin trabajo.
Por supuesto que el verdadero responsable no dio la cara, como buen político se escondió en su madriguera.
Cuando retomó la obra, el teatro estaba lleno de chicos, invitados por el municipio, pero la gente que había abonado su entrada se había retirado.
Hubo que remontar el mal trago pero todo salió artísticamente muy bien por suerte.
Por mi parte, disfruto mucho el poder llevar una sonrisa a los niños, y me alegra sobremanera que los chicos más humildes tengan la posibilidad de acercarse.
Pero sí quiero aclarar que por esto nosotros, los artistas, no cobramos un peso y es más, las entradas que el público había abonado fueron devueltas.
Este post lo escribo con bronca, mucha bronca, porque los politiqueros nos usaron, usaron a los chicos invitados con fines espurios, y le faltaron el respeto al elenco, al público y al espéctaculo en general.

Hace un par de horas, Teresita regresa del teatro, y comenta que el director del teato Roma, Arturo Marrone, la increpó por el post que ella había puesto en su sitio personal.

La amenazó con iniciarle acciones legales por lo que había escrito.

Sintió que cuando se menciona en el post a los secuaces, se lo estaba involucrando. Que eran términos ofensivos.

secuaz.
(Del lat. sequax, -ācis).
1. adj. Que sigue el partido, doctrina u opinión de otro. U. t. c. s. U. m. en sent. peyor.

Real Academia Española © Todos los derechos reservados




Y sí, el sentido peyorativo que se le da a la palabra es más que adecuado. Permitió y/o justificó el desprecio por el público, los actores y todo el personal que trabaja para que esas obras sean puestas en escena.

La sensación que me queda es que lo que está mal, no es el acto en sí, sino el comentarlo. Nadie se enoja con el secretario de cultura, educación y promoción de las artes de Avellaneda, Hugo Caruso, que llegó con los manifestantes y el público infantil al teatro, sino con quienes no están de acuerdo con que las cosas sean mal hechas.

Sigan dándole a los chicos que no tienen, lo que todos los chicos merecen. Pero también merecen recibir respeto y educación.

Ahora, EL PEDIDO SOLIDARIO.

Quisiera que todos aquellos que tengan un sitio personal, se hagan eco de ésto, porque siempre queda la horrible sensación de que hay una amenaza – de toda índole – flotando por ahí cuando los políticos están de por medio.

No sea cosa que porque demos nuestra opinión en contra de los que están en el poder – de turno – nos veamos de alguna manera perjudicados.