Algo sobre La Boca, Caminito y conventillos

Alguna vez conté que viví 28 años en el barrio de La Boca, en la Ciudad de Buenos Aires, Argentina.




Barrio antiguo, con un alto porcentaje de casas de gente trabajadora, y muchas de ellas, realizadas en madera y chapa. Paredes y techos de madera, con chapas en el exterior.

Eran casas de dos y tres pisos, con una entrada angosta, con un zaguán que desembocaba en un gran patio y con las casas de chapa rodeándolo.

Zaguán de un conventillo en el barrio de La Boca

En el patio había dos o tres piletones para lavar la ropa, baños y excusados.

Sigue leyendo

¡Para leer hoy!

Si no está el cielo nublado, hoy a la noche podremos observar un eclipse de luna.




Tal vez no parezca importante, pero para los que nunca vieron a la luna de color rojizo, si no pueden quedarse hasta tarde levantados, tendrán que esperar hasta diciembre de 2010.

Tanto para los que quieran saber cómo va a ser el eclipse, como para los que a partir de mañana quieran saber cómo fue, pueden visitar el sitio Shadow & Substance y ver en una excelente animación cómo será el fenómeno.

Eclipse lunar - inicio
Comienza el eclipse lunar.

Eclipse lunar - luna roja
Luna roja en medio del eclipse lunar.




Eclipse lunar - final
Termina el eclipse lunar.

Espero que se despeje para la noche… el cielo en Avellaneda está algo nublado. 🙁

Demasiado largo para un título

Llanfairpwllgwyngyllgogerychwyrndrobwllllantysiliogogogoch

No crean que me quedé dormido sobre el teclado, porque lo que acaban de leer es el nombre de un pueblo galés.




Si bien parece una broma muy estúpida realizada por los pobladores de un pueblo de la isla de Aglesey en Gales, semejante nombre tiene su explicación:

Llanfairpwllgwyngyllgogerychwyrndrobwllllantysiliogogogoch en galés, significa: La iglesia de Santa María en el hueco del avellano blanco cerca de un torbellino rápido y la iglesia de San Tisilo cerca de la gruta roja y fue establecido como nombre del pueblo en 1860.

Yo sabía que los alemanes eran dados a juntar palabras a la hora de ponerle nombre a las calles… Augustinerstrasse, Offenbachplatz, Spinnmühlengasse o Grosse Telegraphenstrasse… y ya me cansé de buscar nombres en mapas.

Pero los galeses se han llevado las palmas. Es IM-PRO-NUN-CIA-BLE.

Hay un sitio que trata -creo que infructuosamente- de que aprendamos a pronunciarlo.

Suena más o menos así: LLAN – FAIR – PWLL – GWYN – GYLL – GO – GER – YCH – WYRN – DROB – WLL – LLAN – TY – SILIO – GO – GO – GOCH.

No se gasten, además, por ser en inglés, las sílabas no siempre se pronuncian igual. La sílaba FAIR se pronuncia como FIRE, fuego en inglés y no como FAIR, feria en el mismo idioma.

Simplemente confórmense con saber que hay un lugar al que es mejor no ir de visita, porque si le tienen que explicar a alguien en dónde han estado, nunca podrán.




Por si quieren buscar algún dato en la web, les comento que hay más de 60.000 sitios para visitar según Google.

Pueden ver algo en la Wikipedia y en el sitio de llanfairpwllgwyngyllgogerychwyrndrobwllllantysiliogogogoch

La pastera Botnia muestra la realidad

Como muchos sabrán, Argentina y Uruguay tienen un conflicto por la instalación de una “pastera”, una fábrica de pasta de celulosa en el río Uruguay, que es compartido por los dos países.




Según grupos ambientalistas como Greenpeace, este tipo de instalaciones son altamente contaminantes, por lo que se vería dañado seriamente el ecosistema, afectando además al turismo en la ciudad de Gualeguaychú, que perdería los ingresos que cada verano recibe de los visitantes que no sólo disfrutan de sus playas, sino de su famoso carnaval.

En los casos en los que las industrias son acusadas de contaminar el medio ambiente, o de ser responsables por el calentamiento global, aparecen dos posturas diametralmente opuestas.

Aún sin tener pruebas definitivas, tengo tendencia a considerar como culpables a las empresas, ya que hasta ahora, nunca han hecho otra cosa que destruir el medio ambiente en pos de un rédito, en algunos casos, absolutamente desproporcionado.

Por lo tanto, ya saben cuál es mi postura con respecto al tema de la pastera Botnia.

Sé que para Uruguay sería una gran fuente de ingresos. También sé que a los países tercermundistas las grandes corporaciones siempre les han dicho que perder soberanía o entregar recursos o destruir el medio ambiente será altamente redituable.

Y en muchos casos, tales ingresos nunca llegaron.

Por esas cosas de la vida, llegó a mis manos una revista llamada ESPACIO BOTNIA.

Título de portada: El arte de construir una planta.

Tapa revista Espacio Botnia

Terminaba la revista con una serie de fotografías de la zona donde se instaló la pastera -Fray Bentos- haciendo una cronología desde Octubre de 2004 hasta Agosto de 2007.

La historia de Botnia en imagenes

Las imágenes son más que elocuentes. Por eso, amplío la primera (10/04) y la última (08/07)

Fray Bentos antes de Botnia

Fray Bentos despues de Botnia

Perdonen por la calidad de las fotos, pero fueron sacadas casi “de apuro”, por lo que no son de lo mejor. Eso sí, muestran claramente lo que quiero mostrar.




Creo que el título debió haber sido:

El arte de construir una planta…

Y de destruir a todas las demás.

No es animadversión

Lo juro por Dios, pero a su representante en la tierra ya no lo banco más.

En su fracasada visita a Brasil, el acérrimo defensor del dogma de la iglesia católica, sigue con su inquebrantable tarea de alejar a los fieles de la iglesia.




El domingo (ayer) llegó a afirmar que la religión cristiana en América, no fue impuesta, sino que los nativos estaban esperando ansiosamente a Cristo, el Salvador.

O es un ignorante (éso es algo que no creo), o un cínico que no sólo ampara a los sacerdotes pedófilos, sino que busca llegar a las épocas de gloria de Torquemada para eliminar todo intento de cuestionar lo que ël dice.

Si alguien siente que estoy ofendiendo a la Iglesia, puede dejar de leerme. Pero no se olviden que Ratzinger es una persona, que fue elegida por personas. En ningún momento apareció una paloma en el cielo sobre su cabeza ni se escuchó una voz diciendo que él era el representante de Dios en la tierra.

Las personas pueden equivocarse. Las personas pueden tener juicios equivocados. Las personas pueden no ser buenas. Las personas pueden llegar a ser papas.

Siempre es saludable pensar que las cosas se hacen con buenas intenciones… pero el camino del infierno está sembrado de ellas.

Siento en lo más profundo que Ratzinger es una mala persona. Estoy convencido de que todo lo que dice y hace tiene como única finalidad la de imponer “su” dogma; “su” punto de vista y “sus” intereses religiosos/políticos.




Nadie me va a convencer que lo que busca es acercar a la gente al catolicismo, amenazando con excomuniones masivas excepto a “cierta clase” de sacerdotes…

Página 12
20 Minutos