¡Qué suerte tienen algunos!

Ayer, al hacer zapping, me encontré con un reportaje a Alfredo de Ángeli en su casa, junto a su familia, disfrutando del día del padre.

Muchas cosas se cruzaron por mi cabeza, pero después de ir “masticándolas” lentamente, llegué a la conclusión de que es un tipo con mucha suerte.

Piensen en la gran cantidad de actividades que está desarrollando últimamente: Cosecha soja, hace acopio de granos para venderlos más tarde, porque en algún momento las exportaciones seguramente volverán a abrirse y a un mejor precio que ahora.

Se convierte en la voz cantante de gente que piensa como él, que los 12.000 millones de dólares que gastamos los argentinos para mantener un precio alto para el dólar, para que favorezca a las exportaciones (fundamentalmente de granos), son un deber de todos los argentinos, por lo que los productores tienen todo el derecho del mundo a acumular riquezas gracias al esfuerzo de todos sus compatriotas.

Puede ofender a la investidura presidencial si se le ocurre.

Puede romper pactos, no nos olvidemos de que se habían levantado los cortes de ruta y él decidió (no seamos ingenuos al hablar de “autoconvocados”) que los cortes continuarían.

Puede vanagloriarse de desabastecer un país, de que los alimentos, combustibles y medicamentos comiencen a escasear en muchas partes.

Puede darse el lujo de decir que los 4.000.000 -cuatro millones- de litros de leche que se tiran diariamente porque no pueden llegar a las plantas procesadoras sean nada más que suero, desmintinendo a los productores lácteos y a las imágenes televisivas.

Puede contribuir a mantener la desigualdad en un país, a generar carencias a mucha gente, a provocar angustias a los que menos tienen, a generar un golpe de estado, porque tienen el poder de seguir adelante aunque el país se vea perjudicado.

Y fundamentalmente es un tipo con suerte, porque ayer, que en Argentina se celebró el día del padre, él pudo pasarlo con su familia, mientras miles de argentinos no pudieron hacerlo porque estaban parados en las rutas, que de Ángeli y sus ¿amigos?, ¿secuaces? ¿camaradas revolucionarios? impedían el libre tránsito.

LLevamos más de 3 meses padeciendo lo que los amigos de los militares golpistas nos vienen haciendo.

Hagan memoria. Busquen información. La oligarquía ganadera siempre apoyó a los golpes de estado. Siempre estuvo en contra de quienes no aceptaran “sus ” exigencias.

Ya estaba harto de callarme. Exploté.

Los argumentos para este golpe de estado van cambiando a medida que se quedan sin ellos.

Tienen sus seguidores, que en muchos casos son simplemente “contras”, y por el hecho de serlo, no les importa el resultado final, sino pegar a sus oponentes.

Todavía seguimos siendo un país con poca memoria, corto de vista y sin planes a futuro.

¿Cambiaremos algún día?

¿Creceremos?

\"De Angeli si puede pasar el dia del padre en familia\"

La foto: gentileza de Tere.

3 pensamientos en “¡Qué suerte tienen algunos!

  1. Mi amigo a juzgar por la manera en que la gente lo viva en la Plaza de todos, me inclino a pensar que no. Muy buen post al que adhiero, cariños.

  2. QUE SUERTE TAMBIÉN TIENEN ALGUNOS QUE OPINAN SIN SABER!!!
    vOY A TRATAR DE DESASNARTE PAARA QUE OPINES CON PROPIEDAD Y NO DESDE LA IGNORANCIA.
    Durante los ´90, los argentinos pensamos que con el 1 a1 teníamos derecho a viajar al exterior, comprar importados, hacer una fiesta nacional del derroche total el 1 a 1 era para siempre. Toda esta joda se pagaba endeudádonos con créditos internacionales. Desembocamos en el 2001 y la crisis posterior. Hoy estamos recreando en mismo escenario, creemos que siendo ineficientes para producir y con subsidios en todos los órdenes (leasé gas, electricidad, transportes,etc) que han hecho imposible formar una estructura de precios (leer macroeconomía) tenemos el derecho de comer barato, sin fijarnos cuanto cuesta producir total otro con su esfuerzo pagará esos subsidios.Debido a la nula posibilidad de contraer créditos internacionales, la mejor forma que encontró el gobierno para fondear su eneficiencia y corrupción (Ulloa chofer de Kirchner multimillonario, p ej)es que la producción agropecuaria le financie sus 15.000 millones de u$s de déficit fiscal de este año 2008. Cuando ya no pueda exprimir más la naranja desembocaremos en una crisis de subsidios o una exploción inflacionaria. Hay que informarse un poco, los libros no muerden!!.

  3. Guillermo:
    Qué suerte que vos podés hablar con propiedad. ¿Unos campos sojeros, quizás?
    Fijate de qué manera el discurso de quienes quieren desde la minoría (no ganar las elecciones) cambiar el rumbo de la economía, hablan de los los millones de déficit, sin citar fuentes (sería muy constructivo que digas dónde buscar), que quienes se encontraron en el lapso de una siembra/cosecha el valor de la soja duplicado, decidan que la economía que se implementó para salvarlos y que pagamos entre todos sea únicamente para su propio supernumerario beneficio.
    ¿Vos creés que La Sociedad Rural que echó a los agricultores de su “grupo de elite” está interesada en los pequeños productores?
    ¿Vos sos tan ingenuo que pensás que quienes siguiendo esquemas que antiguamente dieron como resultado golpes militares, hambre, recesión y muerte están interesados en el país?
    “Hemos demostrado que podemos desabastecer al país”
    “Que paguen el lomo a $80,= como en Uruguay”
    “Si no ganamos en el Congreso, volveremos a las rutas”
    Son algunas de las frases que recuerdo y que me demostraron que sus intenciones son espurias.
    Fijate qué pocas intervenciones tuvo Míguens en los medios, que como es el más acostumbrado a actuar solapadamente, sabe que no debe exponerse para que en caso de que todo salga mal, quede bien parado.
    Esta historia la vi y la viví en varias ocasiones. No sé en qué fuentes abrevarás, pero me da la impresión de que el agua no es muy transparente.
    Exhibir datos falsos, es una técnica que Hitler empleaba en sus campañas. “Miente, miente, que algo queda”.
    Ayer escuché a un intendente inventar la noticia de que ya no se venden autos, ni maquinaria en el país. Y yo sé de primerísima mano que no es así.
    Dijo también que en los últimos meses los camioneros no tuvieron producción para transportar… como si hubiesen podido pasar por los cortes de ruta.
    Todo esto en el programa de Santo.
    Tal vez en tu provincia, los Rodríguez Saá han dejado de aumentar sus bienes personales y por eso, arrepentidos de tanto bien mal adquirido, hayan decidido devolverlo y ponerse “del lado de los buenos”.
    Tu postura y la mía son irreconciliables. Ni pretendo que a vos te interese el bienestar de los que no lo tienen, ni espero que pretendas que yo apoye a quienes buscan únicamente su propio provecho y la acumulación de poder.
    Por lo menos, yo no quiero volver a la Argentina que era manejada por unos pocos que detentaban el poder sin haberlo obtenido legítimamente.
    A la gran mayoría de los argentinos, los manejos de tus defendidos, le provocaron mucho daño.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *