Historia de un letrero

Las grandes obras pueden ser pequeñas.

Este es un corto dirigido por Alonso Álvarez Barreda, mexicano, que compitió en el Festival de Cannes en el concurso Short Film Cornes, donde participaron casi 2.000 cortos.

Le otorgaron el premio Special Cannes 2008.

Con apenas 6 minutos de duración, este corto es IMPRESIONANTE.

Entre la presentación y los créditos, la historia transcurre en menos de 5 minutos.

Verán que hasta que hayan pasado pocos segundos de los 4 minutos de actuación, que es cuando llega el final, no van a saber cómo termina.

Como mínimo, les garantizo que este corto los dejará pensando…

Véanlo a pantalla completa.

Actualización 25/11/2013

Me veo em la obligación de hacerles saber que esta hermosa historia no es original, sino una copia de un -muy- corto español.

Les dejo el video del reportaje que la televisión mejicana hace al “creador” del corto y en donde se puede ver que Alonso Álvarez Barreda el autor mejicano del corto ganador en Cannes no puede justificar que su trabajo sea el mismo -salvando detalles, claro- que uno realizado por lo menos 2 años antes.

Vale también la pena ver este nuevo video.

Una noticia – Tres diarios – Tres realidades

Desde hace ya bastante tiempo, para ser más precisos desde la aparición de la Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual, que un sector del periodismo, el vinculado a los grandes medios y monopolios viene haciendo todo lo posible por impedir que la ley entre en vigencia.

Entre la enorme variedad de “argumentos” expuestos, el de la limitación de la libertad de expresión y de prensa es su caballito de batalla.

Las grandes corporaciones no están interesadas en contar LA verdad. Están interesadas en contar SU verdad.

Y como es lógico, SU verdad no es LA verdad.

Es simplemente crear el ámbito y las condiciones para poder seguir manejando -un poco entre las sombras y otro poco a la luz- la política para seguir ostentando -casi secretamente- la verdadera autoridad.

Según reza en la Biblia: Mt. 7: 15-16 “Guardaos de los falsos profetas, que vienen a vosotros con vestidos de ovejas, pero por dentro son lobos rapaces. Por sus frutos los conoceréis”.

Y nada mejor que mostrar los “frutos” que dan 3 diarios (periódicos) de Capital Federal para mostrar que para hablar en nombre del “periodismo independiente” hay que sustentar los dichos con los hechos.

Clarín online – 28/11/2012

Click en la foto la amplía.

¡Caramba!

Yo que creía que con el tema de la seguridad no tendría fundamento. ¡Y pensar que pensé que tanto hablar de inseguridad era más una campaña de algunos medios para instalar esa sensación en la población!
Sigue leyendo

The Wolfe Tones – Irlanda + Argentina

La sangre es poderosa.

Es además ambivalente.

Tiene el poder de intimidar y de envalentonar.

Su vista puede espantar y acobardar a cualquiera.

Ver la propia sangre o la del enemigo, puede, también, despertar un coraje supremo.

La propia derramada de diferentes personas por un mismo enemigo, puede unirlas al sentir estas que comparten dolores y odios.

En este caso, hay gente en Irlanda que siente que comparte con los argentinos una misma desgracia: el colonialismo inglés.

Inglaterra tiene una larga historia de saqueos, piratería y usurpación.

Lamentablemente tiene un presente de saqueos, piratería y usurpación.

Los argentinos sufrimos (ptetérito indefinido y presente del indicativo) estas tres características británicas.

Los irlandeses tienen una larga historia de conflictos con Inglaterra.

Comparten con nosotros al mismo saqueador+pirata+usurpador.

El grupo The Wolfe Tones, un grupo musical irlandés definidos como “grupo de música rebelde“, que en Argentina hubieran sido “músicos de canciones de protesta” en una época, ha dedicado un tema a la Argentina.

Está basado en la figura de nuestro legendario almirante Guillermo Brown (William Brown, puesto que nació en Irlanda) y su heroica defensa ante el poder colonialista.

Si bien en la canción hablan de las invasiones inglesas de 1806, en 1807 lo intentaron nuevamente, y a pesar del “poco entusiasmo” que las autoridades pusieron para rechazarlos, el ejército y el pueblo se encargaron de derrotarlos -con pocos recursos- en ambas ocasiones.

Mencionan en su estribillo la frase “Islas Malvinas Argentinas“, islas que para los argentinos son algo muy especial, es la parte del territorio que nos fue invadido y arrebatado por los ingleses en 1833 cuando era asiento de una empresa de pesca argentina y que aún sigue en manos de sus invasores.

Desde entonces, el gobierno británico se ha negado a devolver el territorio usurpado, explotando la pesca desde entonces.

Con la abundancia -todavía- de pesca y la posibilidad de grandes cantidades de petróleo en la zona, Inglaterra se niega a devolverlas.

Y como las leyes internacionales de derecho no están hechas para las potencias belicosas, les tiene sin cuidado el derecho internacional.

Los dejo con el tema Tributo a Brown (Brown´s tribute), que tiene una hermosa melodía y un significado muy especial para nosotros, los argentinos.

Tiene subtítulos en español e inglés.

¡Gracias Marce!

WANTED – BUSCADO

Todos habrán visto en las películas de cawboys (coboys/convoys decían algunos) en donde se veían pequeños carteles con unas caras dibujadas que en su parte superior decían: WANTED.

Había muchos y peligrosos criminales en el viejo y lejano Oeste…

Pero, los yanquis son tan tradicionalistas, que siguen con la manía de andar buscando criminales por ahí, pidiéndole a la gente que colabore, que han puesto un sitio en internet en donde aparecen estos criminales.

Hay otro sitio en el que se puede poner el nombre de una persona y averiguar si tiene antecedentes criminales. Puede ser buscado por delitos de: Comportamiento, Negocios, Drogas y Alcohol, Asuntos Sexuales, Hurto o Robo, Violencia, Ofensas de Tráfico y de Otro Tipo.

Simplemente por curiosidad, puse mi nombre para ver qué pasaba y me llevé una pequeña sorpresa.

Con mi mismo nombre y apellido son 17 los buscados de un total de 34 que tienen un segundo nombre o segundo apellido o que utilizan mi nombre como alias, como por ejemplo, un tal Gustavo Salvador Hurtado utiliza mi nombre y apellido como alias.

Hasta hay un José Luis Perales (¿será el cantante?) que utiliza mi nombre y apellido, con el agregado de Adolfo (Gustavo Adolfo Rivas) para evadir a la justicia norteamericana.

Me está dando un poquito de miedo hacer un viaje a Estados Unidos. ¿Y si termino en Guantánamo?

Fíjense si no debo estar preocupado.

PELIGRO: Un monstruo anda suelto en España

No cualquiera tiene el dinero para comprarse un Audi A8.

No muchos pueden afrontar los gastos -impuestos, mantenimiento, seguro- de un vehículo de ese tipo.

Sólo unos pocos pueden subirse a un vehículo tan potente sin volverse imprudente.

Pero sólo uno reúne todas las características para tenerlo, mantenerlo, volverse imprudente, y como si éso no fuera bastante, convertirse en un HIJO DE MIL PUTAS.

Pido perdón por el exabrupto, a la madre del mencionado y a mis lectores, pero no se me ocurre ningún otro calificativo para una persona de la calaña de Tomás Delgado Bartolomé.

El 26 de agosto de 2004, Enaitz Iriondo de 17 años fue atropellado por Tomás Delgado Bartolomé, que según algunas pericias iba a unos 170 km/h, provocándole instantáneamente la muerte.

El examen de alcoholemia se le realizó al conductor 1 1/2 hora después, dando un porcentaje cercano al de inhabilitación para circular.

En definitiva, a las autoridades les importó más que Enaitz no llevara chaleco reflectante ni casco en el momento del accidente, que verificar la aptitud del asesino y a qué velocidad se desplazaba.

Ahora, 4 años más tarde, el -casi digo hijo de mil putas- desalmado Tomás Delgado Bartolomé ha iniciado juicio a los padres del adolescente por los daños que ha sufrido su automóvil.

Alguien capaz de declarar a la prensa:

“Yo soy el único…, vamos, somos dos los perjudicados, al chaval le pasó lo que le pasó, pero yo soy el segundo o quizá el primer perjudicado”.

no se lo puede dejar suelto por la vida así nomás.

En algún lado debe haber una ley que permita que pueda ser sancionado por el asesinato de un adolescente y por la posterior tortura a sus padres, más el intento de robo de 20.000 euros.

La cárcel más un pago por resarcimiento a la familia del chico, más una multa multimillonaria -hasta dejarlo sin un centavo- para obras de bien público como podría ser un programa de concientización de conductores adinerados e inescrupulosos (en potencia), sería lo que calmaría un poco mi indignación.

El próximo miércoles comenzará el juicio en el que el -cómo me cuesta no decirle hijo de mil putas- inescrupuloso Tomás Delgado Bartolomé reclamará que se lo compense por los daños recibidos.

No sé si hay un Dios. No sé si hay Justicia. Pero si al menos uno de los dos existe, este hijo de mil putas -no me pude aguantar más- no puede salirse con la suya.

En la web encontrarán cientos de sitios que hablan del caso. Basta con poner el nombre de la víctima o de victimario.

Yo les dejo dos links.

El del sitio Pesimista, y el de el Periódico.com donde pueden ver algunos datos.